Vuelven los pendientes largos y…¡te contamos como llevarlos!

Aunque los pendientes cortos y minimalistas son preciosos, hay ocasiones donde un buen par de pendientes largos es la mejor alternativa, especialmente ahora que vuelven a estar de moda. Vayan acompañados de piedras preciosas o mantengan un estilo simple, siempre es bueno saber cómo llevarlos y, en Fina García, te lo contamos.

El uso de pendientes largos es una tendencia que, aunque había sido catalogada solo para eventos especiales, ahora se ha expandido a ámbitos más casuales, permitiendo combinarlo con infinidad de outfits y con otras piezas de joyería.

Reglas para llevar pendientes largos
No es que existan reglas per se para llevar pendientes largos, pero sí existen pautas marcadas por los expertos que determinan un mejor uso de estas joyas, logrando que luzcan mejor.
Entre las reglas para llevar pendientes largos, destacamos las siguientes:
1. Olvídate de los collares llamativos
Una norma ineludible al usar pendientes largos es no combinarlos con cadenas o gargantillas llamativas.
Lo mejor es, definitivamente, no usar este tipo de joyas, dejando que los pendientes sean los protagonistas centrales del outfit. Sin embargo, excepcionalmente, es posible llevarlos con collares muy delicados de corte minimalista o con piezas de la misma línea.
2. Usa ropa sobria y elegante
El uso de prendas de vestir debe ser lo más sobrio posible si deseas llevar pendientes largos. De lo contrario, se perderán entre lo llamativo del atuendo y harán un contraste excesivo que podría saturar el look.
Un vestido monocromático, corto o largo, dependiendo del evento, y blusas sin mangas en un tono blanco o pastel, son opciones válidas para llevar unos pendientes largos y sencillos.
3. Destaca los pendientes largos con prendas de vestir especiales
Por otro lado, existe ropa creada especialmente para lucir una joya, como, por ejemplo, el escote halter y los cuellos elevados estilo tortuga. Estos son perfectos para resaltar los pendientes largos. Primero, porque esconden el cuello y crean un efecto más alargado que centra la atención en esta zona del cuerpo; y, segundo, porque impide el uso de cadenas o gargantillas, dando lugar a un toque de esplendor para los pendientes.
4. Usa un peinado adecuado
Evidentemente, para lucir bien los pendientes, cortos o largos, siempre es mejor llevar el pelo recogido. Si se trata de un evento especial, un recogido elaborado es perfecto, si no, una simple cola de caballo hará que los pendientes resalten de una forma excepcional.
5. Aplica color con una preciosa gema
Este tipo de pendientes permiten aportar color a un atuendo en general, ya que existen variedad de modelos con gemas incrustadas como rubíes, diamantes y circonitas de colores variados, entre otras.
Esta es, precisamente, esa oportunidad excepcional para combinar los pendientes largos con una cadena del mismo estilo.

Ir al contenido